Jueves, agosto 23

La suspensión del jugador peruano se inhabilitó para que jugara el Mundial, ahora tendrá que pagar los meses restantes

La Justicia Suiza descartó el perdón al delantero peruano Paolo Guerrero, a pesar de que redujo su castigo para jugar la Copa del Mundo Rusia 2018 con la selección de su país.

Guerrero, que es el nuevo jugador del Internacional de Porto Alegre de Brasil, deberá cumplir la pena por dopaje en lo que resta de 2018, como publicaron diversos medios brasileños.

El tribunal suizo lo declaró culpable, después de que el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) lo sancionó 14 meses, por lo que el delantero no podrá jugar en lo que resta del año.

Pues deberá cumplir los ochos meses que le restan, por lo que su regreso a las canchas sería hasta 2019, tras dar positivo en el control de dopaje por el metabolito de la cocaína benzoilecgonina (estimulante).

Fuente: EFE
Edición video: Cristobal González