Miércoles, octubre 4

Quiere seguir en La Roja

Gerard Piqué mostró su deseo de seguir jugando con la Selección Española, reconoció que en el momento que está viviendo, con el rechazo de los aficionados tras participar en el referéndum de Cataluña, meditó dar el paso a un lado, así como no cumplir su palabra y seguir tras el Mundial 2018.

En su comparecencia de hoy, tras mostrar su deseo de seguir jugando para España y admitir que pensó estos días la posibilidad de dejarlo, sorprendió replanteándose su situación en el futuro y poder seguir tras la cita de Rusia.

“Sí, me he planteado dar un paso al lado pero hay que valorar todas las opciones y valorándolo mucho creo que lo mejor es continuar y aceptar el reto de dar la vuelta a la situación. Irse ahora sería dar la razón a toda esa gente, que no creo que haya una mayoría, que entiende que la mejor solución es silbar e insultar. No les voy a dar ese lujo de irme y que se sientan ganadores. Siento que hay mucha más gente que desea que me quede”, dijo.

“También me he planteado continuar tras el Mundial de Rusia. Me quiero ir y cerrar mi etapa de la mejor manera posible. Son casi diez años, un tercio de mi vida, y no me quiero ir por la puerta de atrás sintiendo que la cosas acaban mal. Para mí este equipo el cuerpo técnico y toda la gente que forma parte de la Federación son como mi familia. En España mucha gente me tiene como un jugador que siempre lo ha dado todo y quiero continuar por ellos, aunque algunos no vayan a cambiar su opinión y me vayan a silbar. Pero me siento fuerte para dar la vuelta a todo”, añadió.

El central catalán no ocultó el dolor que sintió el pasado lunes durante los 23 minutos de entrenamiento que estuvo sobre el césped del campo principal de La Ciudad del Fútbol ante los insultos continuos y los cánticos en su contra desde la grada.

“El primer día a puertas abiertas el entreno fue difícil porque obviamente no te gusta que la gente que apoya y anima a tu equipo esté en tu contra. Recibir silbidos e insultos no es del agrado de nadie pero es un reto para mí darle la vuelta”, argumentó.

Piqué está convencido de que expresándose públicamente como hizo en una larga rueda de prensa, la mayoría de aficionados españoles entenderán su manera de pensar. “Hay mucha gente en España que mediante el diálogo pueden entender cómo me siento y expreso, que a partir de ahí que yo pueda pensar de una manera u otra mediante respeto y coherencia puede llegar todo a buen puerto”.

Y demostró que su mente está en conseguir el pase al próximo Mundial. “Estoy aquí porque el míster lo decide y mis compañeros también. Para ayudar en todo lo que pueda en el campo. El viernes estamos delante de un objetivo por el que llevamos peleando más de un año. Nos tenemos que centrar en vencer y estar virtualmente clasificados”.

Sobre el clima que hay en su contra, Piqué ve muy complicado que se puede detener, pero piensa que tras hablar habrá gente que piense en su comportamiento. “Estoy convencido que todos los pitidos es difícil que paren y que pitan cuatro pero se escucha mucho. Al menos que vean que es razonable lo que planteo”.

Fuente: EFE
Edición video: Miguel Coria