Martes, marzo 13

El seleccionado inglés estaría dos meses fuera y listo para jugar en Rusia una semana antes

Las alarmas están encendidas con la Selección de Inglaterra, pues su máxima figura, el jugador del Tottenham, Harry Kane, estaría más de dos meses fuera y listo hasta una semana antes del inicio de la Copa del Mundo.

El pasado domingo en el partido entre Spurs y Bournemouth, correspondiente a la jornada 30 de la Premier League, Kane fue sustituido al minuto 30. Según la prensa inglesa, el británico de 24 años tiene dañados los ligamentos del tobillo derecho.

Según el rotativo inglés Mirror, Kane estaría recuperado un mes antes de la justa mundialista, pero tendrá semanas para estar al cien por ciento y jugar su primera Copa del Mundo con la selección mayor.

De esta manera, se perdería toda actividad con su club, por lo que sus únicos partidos de preparación serán los amistosos ante Nigeria y Costa Rica, que se disputarán los primeros días de junio.

Así, el delantero que es pretendido por los grandes clubes de Europa, llegará con falta de ritmo, situación que le perjudicaría severamente.

Fuente: Redacción
Edición video: Cristobal González
Subir