Jueves, junio 21

Miles de aficionados del Tri llegaron a la sede donde el sábado México enfrentará a Corea del Sur

La ciudad de Rostov, ubicada en el Sur de Rusia, comienza a pintarse de verde, blanco y rojo, ya que la Selección Mexicana enfrentará el sábado a su similar de Corea del Sur.

Miles de aficionados viajaron por avión, tren o carretera con el objetivo de seguir al Tri desde Moscú o San Petersburgo.

Todo pinta para que la Arena Rostov sea invadida por aficionados mexicanos, al igual que el juego contra Alemania del domingo pasado en el Estadio Olímpico Luzhniki.

Fuente: Redacción
Edición video: Miguel Coria