Sábado, noviembre 24

¡Suspendido!

La Conmebol anunció que el partido se jugará el día domingo

La final de la Copa Libertadores entre River Plate y Boca Juniors se canceló, en medio de una jornada de violencia que incluyó agresiones a los jugadores xeneizes y operativos con gases lacrimógenos, balas de goma y detenciones a granel en los alrededores del Estadio Monumental.

El organismo del futbol sudamericano, la Conmebol, se resistió hasta el último momento, pero la tensión y los estallidos de violencia obligaron a aceptar las decisiones de ambos clubes, que se negaban a jugar en medio de un clima plagado de miedo e incertidumbre.

El máximo organismo del futbol sudamericano decidió que el partido se jugará mañana domingo a las 17:00 hora local con público, y a la espera de que se refuercen los operativos de seguridad que este sábado fallaron por completo.

Fuente: Redacción
Edición video: Nohemi Benavides